Tribumetraje, una comunidad de mujeres amantes del cine y sus infinitos quehaceres. Nuestro motivo es compartir lo que se sabe y se ha aprendido en el camino con cámara y guion en mano, pero también como fervientes espectadoras, desde la butaca de quien mira y así disfruta. Las posibilidades que ponemos a tu alcance para la apreciación, el análisis y la creación son muchas: talleres, cursos, retiros y conversatorios.
Acompañanos a vivir cuadro por cuadro, tu gusto por el cine.

Posiblemente el cine sea el gran invento de finales del siglo XIX que más impacto ha tenido en la sociedad. En la actualidad forma parte de nuestras vidas y de la cultura popular en muchos casos reúne arte y entretenimiento.

De alguna manera gracias al cine hemos aprendido a ver y escuchar mejor, nos hemos vuelto más soñadores y hemos desarrollado una extraña capacidad para inventar historias. Con las nuevas tecnologías y el internet cada vez son más las personas interesadas en contar sucesos del día a día por las redes, por el celular, en video o con fotos, es decir, compartir historias se ha convertido en un hecho democrático y cotidiano. El ser humano goza al escuchar y narrar historias, el ficcionar es parte integral del imaginario, nos es tan natural que hasta lo aplicamos en los sueños.

Aprender a ver cine nos acerca a llegar a comprender el maravilloso lenguaje de las imágenes y nos permite tener más elementos para descifrar nuestras elecciones.

 

Es por ello que hemos creado talleres y cursos sobre el lenguaje audiovisual, para poner al alcance de todas las personas interesadas en saber más sobre el uso de la imagen, del sonido cuáles son sus leyes, sus símbolos, signos y significados cuáles son las formas en que las nuevas tecnologías pueden comunicar o narrar con el poder del lenguaje cinematográfico. Estos talleres y cursos están dirigidos a personas mayores de 18 años que gustan del cine y que desean ampliar sus conocimientos para apreciarlo con mayor amplitud o aprender sobre los procesos creativos y realizar una película; para conocer de qué está hecho y escribir críticas o crónicas de cine o guiones, o tan solo por satisfacer la curiosidad y saber más de este atractivo arte o medio de entretenimiento.